Friday, February 28, 2020

Matinee

"Una película de Woolsey International. Proyectada en Atomo-Vision. Con Retumbarama."

Este artículo contiene spoilers, no leer si no se quiere conocer partes esenciales de la trama de la película.

En 1962, en medio de la crisis de los misiles cubanos, un avispado director llega a Cayo Hueso con su nueva película de terror, la cual causará sensación.

MANT!
Matinee (Matinee, 1993) surgió de un guión escrito por Jerico Stone (Mi novia es una extraterrestre), el cual distaba bastante del que terminó siendo filmado. "Los personajes eran todos chicos del vecindario y trataba de como se imaginaban que el cine es una especie de fantasmagoría de matronas terroríficas, vampiros proyeccionistas y cosas por el estilo," explicaba su futuro director Joe Dante. "Al final de la película los chicos, ahora mayores, se reunían en el cine, sólo para descubrir que se ha convertido en un videoclub." La película dentro de la película "Mant!", ya estaba presente en este guión.
Dante y Mike Finnell compraron el guión para su productora Renfield Productions. Inicialmente el proyecto se desarrolló bajó el paraguas de Warner Bros., estudio donde Renfield tenía su sede. Dante fue el director asignado y Finnell sería su productor.
Stone llegó a realizar una reescritura de su libreto, pero a finales de los ochenta Dante trajo al proyecto al guionista Ed Naha (Cariño, he encogido a los niños) para reescribir el guión. Naha añadió el personaje de una antigua estrella del terror fracasada que llegaba a la ciudad por medio de una gira que está realizando. Al final el estudio terminó pasando de Matinee por considerarla, "una película demasiado pequeña para ellos," según Finnell.
Tras finalizar su contrato con Warner, Renfield firmó otro de tres años con Universal Pictures y se llegó a un acuerdo para seguir adelante con la película, Universal se encargaría de la distribución y sólo de una pequeña parte del presupuesto de Matinee. Dante y Finnell trataron de conseguir dinero para financiar la película con diferentes empresas, la mayoría extranjeras. Así dieron con Pandora, una pequeña compañía europea, que se comprometió a financiar la película.
Tras completar Gremlins 2: La nueva generación (1990), Dante hizo que Charles S. Haas, guionista de aquella, se pusiera manos a la obra para reescribir el libreto de Matinee. Hass escribió el guión final con la ayuda de Dante y situó la historia durante la crisis de los misiles cubanos y creó el personaje de Lawrence Woolsey. "Un amalgama ligeramente velado de William Castle, Jack Arnold, Roger Corman y Ray Dennis Steckler," según Dante.
Dante aportó sus vivencias, algo que marcó el tono nostálgico de la película, tal y como declararía el director. "Matinee es una de mis películas más personales porque era un crío durante la crisis de los misiles de Cuba y pensé que el mundo se iba a acabar ese fin de semana. No conocí a un director de cine, eso no es autobiográfico, pero lo demás sí lo es."
Hass también vivió la crisis de Cuba siendo niño y aportó al guión recuerdos de su infancia. "Cuando cursaba cuarto, una chica se levantó en medio de un ejercicio de defensa antiaérea y exclamó algunas de las cosas que dice el personaje de Lisa Jakub en el film. Imaginé este personaje basándome en ese recuerdo."
De los tres guionistas, Haas sería el único acreditado como autor del guión. Stone sólo recibió un crédito como autor de la historia junto a Haas, por lo que el guionista trató de litigar sin éxito contra la WGA (Gremio de Escritores de América) para conseguir ser acreditado. Tras no lograrlo, estaba tan enfadado que intentó (en septiembre de 1992) cambiar su nombre en los créditos por el seudónimo "Fuck", algo que la WGA no permitió. Según Haas, tras reescribir el guión, de lo escrito por Stone sólo dejó, "una página, tal vez un poco más." Descontento con el resultado final, Jerico trató de desacreditar la película mediante una campaña de cartas.

REPARTO
Fue idea de Finnell contratar a John Goodman para dar vida a Lawrence Woolsey. Y es que el actor era perfecto para el papel, tanto que no necesitó preparación alguna. "Por extraño que parezca cuando John Goodman llegó a bordo no necesitó un seminario sobre William Castle," declaraba Dante. "Estaba bastante al corriente de las películas de Castle y lo entendió de inmediato. Había confeccionado una bobina de trailers para enseñársela y me dijo, 'No necesito ver eso, he visto todas esas películas'."
Cathy Moriarty se hizo con el papel de la actriz Ruth Corday y no le costó meterse en la piel de su antipático personaje. "Es una actriz muy intuitiva e inmediatamente se hizo con el personaje," afirmaba Dante.
El papel del joven amante del cine Gene Loomis, recayó en Simon Fenton, según Dante tuvo que recurrir a un actor británico porque no encontró al adecuado en Estados Unidos. Para hablar con un correcto acento americano, el actor tuvo que ensayar con un entrenador de dialectos durante dos semanas antes de comenzar el rodaje.
Lisa Jakub se hizo con el papel de la rebelde Sandra. La actriz era fan de El chip prodigioso (1987), así que estuvo encantada de trabajar con Dante.
Dick Miller, un asiduo en el cine de Dante, tuvo su papel como Herb Denning, uno de los manifestantes en contra de la película de Woolsey. Y el otro manifestante es interpretado por el guionista John Sayles, quien escribió para Dante Piraña (1978) y Aullidos (1981).
El resto del reparto lo formaron Omri Katz (en la piel de Stan), Kellie Martin (en el papel de Sherry), Jesse Lee Soffer (como Dennis Loomis, el hermano de Gene), Lucinda Jenney (dando vida a Anne Loomis, la madre de Gene), James Villemaire (como el matón Harvey Starkweather) y Robert Picardo (en el papel de Howard, el gerente del cine).
Y en un pequeño papel dentro de la falsa película "The Shook-Up Shopping Cart", podemos encontrar a una por aquel entonces desconocida Naomi Watts.

RODAJE
El rodaje de la película tuvo lugar entre el 13 de abril de 1992 y el 19 de junio del mismo año. Se utilizaron varias localizaciones de Florida, principalmente en Cayo Hueso, Cocoa (donde se recrearon los exteriores del auténtico cine Strand, utilizando el The Historic Cocoa Village Playhouse) y Oxnard (para escenas de calle). Los interiores se filmaron en los Universal Studios Florida de Orlando, allí se edificaron los decorados del cine protagonista de la película.
Para recrear el colegio de Gene se utilizaron tres colegios diferentes de Florida, el Dommerich Elementary (para los exteriores y vestíbulo), Maitland Middle (del que se usó su cafetería) y el Winter Park 9th Grade Center (para la clase y pasillos).
Los responsables de la película trataron de ser lo más precisos posible en su intento de plasmar el Cayo Hueso de 1962. Los posters que se muestran en el cine corresponden a películas que se proyectaban en el auténtico cine Strand de la ciudad en aquel año, algo que supieron buscando en periódicos y en billetes del cine. "Hicimos una gran cantidad de investigación para esta película," recordaba Dante. "Todo el equipo militar en la playa, la forma en la que está organizado, es exactamente la forma en que fue. Así como las ropas que llevan los chicos, los accesorios, las cosas en la habitación del chico, las revistas de monstruos (que son todas mías), los dibujos en la pared son dibujos hechos por mí y los posters son de la colección que yo tenía a la edad del chico en la película." El director sacó todas esas cosas de su garaje, como otros elementos de atrezzo y gran parte de la ropa en la habitación de Gene, y las metió en la película.
Para el despliegue de tropas, consiguieron ayuda del ejercito de los Estados Unidos, que suministró, "tropas, uniformes, vehículos, aviones y artillería, todo correcto para la época. Sólo nos cobraron el coste del combustible," recordaba Finnell.
Los problemas comenzaron unas semanas antes de comenzar el rodaje. El dinero de Pandora nunca apareció. "Decían, 'Que Universal os haga un préstamo esta semana y la siguiente tendremos el dinero'," contaba Dante. "Después de un tiempo, esto se convirtió en un patrón y pronto se evidenció que no había dinero. Y la Universal ya había metido en esto una suma importante."
A Dante y Finnell nos le quedó más remedio que reunirse con Tom Pollock, presidente de Universal Pictures, para pedirle que pusiera el presupuesto completo para la película. "Fuimos a ellos y les rogamos que compraran toda la película, y para su eterna tristeza, siguieron adelante y lo hicieron [risas]." De todas formas, Pandora mantuvo algunos derechos de distribución en el extranjero. Matinee terminaría costando 13 millones de dólares.
Salvo ese inconveniente, fue un rodaje que transcurrió de la forma más placida posible. Lo primero que se rodó fue la película dentro de la película, "Mant!", algo que requirió cinco días. Para captar el espíritu de las películas de monstruos de los 50, Dante quiso, "hacer la película "Mant!" tan parecida a una película que pudieras encontrar en ese periodo como pude. Así que les dije a chicos de los efectos, 'No hagáis efectos deliberadamente cursis. Haced efectos que sean más o menos como los que se hubieran hecho en ese momento'. Entonces todo funcionará porque la imagen de una criatura caminando por la calle será divertida, y no lo será por ver los cables."
Los efectos especiales corrieron por cuenta de varias compañías como Pacific Title (efectos ópticos), Fantasy II Film Effects (encargada de los efectos de electricidad de "Mant!"), Stetson Visual Services, The Chandler Group y Warner Drive Warehouse (estas tres últimas encargadas de efectos con miniaturas). Y el monstruo Mant fue diseñado por Jim McPherson.
Como en la mayoría de las películas de Dante, Jerry Goldsmith se encargó de ponerle música. Pero no es su partitura la única que podemos oír en Matinee, gracias a ser una producción de la Universal, Dante tuvo acceso a las bandas sonoras de algunos de sus clásicos como El hijo de Drácula (1943), Llegó del más allá (1953), La mujer y el monstruo (1954), Tarántula (1955), Regreso a la Tierra (1955), El monstruo camina entre nosotros (1956) o The deadly mantis (1957), que utilizó en la película.
Matinee se estrenó en los Estados Unidos el 29 de enero de 1993 y resultó ser un fracaso de taquilla, recaudando tan solo 9.532.895 de dólares en territorio norteamericano. Es posible que una de las razones de su pinchazo fuese que se estrenó el mismo fin de semana de la Super Bowl, lo que fue como una bomba atómica para la película. Aunque también como reconocía Dante, el estudio no supo como promocionarla.

VALORACIÓN
Se nota que Matinee es una de las películas más personales de Joe Dante. En ella se resume toda su pasión por el cine, en especial por el realizado en los años cincuenta, mostrándolo a través de los ojos de Gene, un alter ego del director.
Y es que la película es una carta de amor por el séptimo arte. En Matinee una sala de cine es un lugar mágico donde todo es posible, sobre ese lienzo en blanco que es la pantalla se representan nuestros mayores sueños y también nuestras peores pesadillas. Pero los monstruos que allí vemos no son reales, es el mundo real lo que realmente da miedo.
"Mant!" es para los protagonistas un catalizador de lo que sucede en el mundo exterior. La historia sobre monstruos atómicos no es nada comparada con la guerra que amenaza fuera. Lo que ocurre en el cine hace que los protagonistas venzan sus miedos. Miran cara a cara a una explosión nuclear y sobreviven a ello. Tras ver la película son un poco más felices, al igual que nos sucede a nosotros tras ver Matinee.
El cine siempre ha sido un reflejo de los miedos de la gente, y algunas películas mediante metáforas más o menos veladas, han conseguido que el público se enfrente a ellos, como una forma de poder aceptarlos y superarlos. Japón bajo el terror del monstruo (1954) hablaba sobre la destrucción de Hiroshima y Nagasaki representado por ese terror atómico que es Godzilla. La invasión de los ladrones de cuerpos (1956) hablaba de la paranoia anticomunista y el macartismo. Y La humanidad en peligro (1954) reflejaba el miedo a las consecuencias del poder atómico. Todas estas películas sirvieron para exorcizar los terrores de la gente.
Matinee sólo tiene dos actos, en el primero se compone un microcosmos de Cayo Hueso durante la crisis de los misiles de Cuba, en torno al estreno de "Mant!". Así se van colocando las piezas para ese fantástico segundo acto que ocurre en el cine, lugar convertido en el epicentro de la película y de la vida de todos los personajes. Y se crean paralelismos entre ambos acontecimientos, el miedo a la guerra atómica tiene su reflejo en la pantalla y el final de la película coincide con el final de la crisis. La construcción de la película es perfecta.
Esto ayuda a convertir a Matinee en una historia de maduración, todas las experiencias vividas durante la película hacen crecer a los niños protagonistas. El final de la crisis y de "Mant!" significa el final de la infancia para ellos, cuando abandonan la sala de cine, dejan atrás su inocencia.
La vida que le espera a esa generación no será fácil. El plano final del helicóptero no es fortuito, es un presagio de lo siguiente que está por venir, tras los misiles de Cuba, a los americanos les tocaría vivir otro capítulo negro, Vietnam. Ya lo dice Wooslsey al final de la película, siempre aparecerá alguien con otra forma de acabar con el mundo. La película nos dice que la historia se repite una y otra vez. Algo que lamentablemente es cierto, la amenaza de una nueva guerra o de la destrucción del mundo siguen presentes a día de hoy. Woosley sólo quiere entretener a la gente y hacerles olvidar las cosas horribles del mundo durante un par de horas, lo mismo que hace Dante con esta entrañable película.
Dante volvió a demostrar el gran director de actores infantiles que es, todos los niños de la película están excelentes en sus papeles, y es que parecen y se comportan como niños de verdad. Y los adultos le van a la zaga, donde destacan un gran John Goodman y una divertidísima Cathy Moriarty.
El director crea momentos inolvidables, desde ese momento de extraña belleza en el que Gene y Sandra se encuentran frente a un brazo de atrezzo dentro del cine, el divertido trailer de "Mant!", el sueño de Gene que termina con una explosión nuclear en un barrio residencial, o el excelente travelling con voz en off de Woolsey, en el que éste describe lo que se siente al ir al cine.
La película hace un sentido homenaje a William Castle y sus míticos gimmicks, algunos de los vistos en la película fueron utilizados por él, como el zumbador oculto en los asientos (el "Percepto" de Escalofrío), la presencia de una enfermera en la sala y la firma de un formulario de exculpación en caso de muerte (algo similar sucedía en las proyecciones de Macabre, aunque Castle hacía firmar una póliza de seguro en caso de muerte), o la idea de Woolsey de tener fantasmas que vuelen por encima del público (como el "Emergo" de La mansión de los horrores, aunque allí se trataba de un esqueleto). Por su parte, el gimmick del "Retumbarama" está inspirado en el sistema de sonido "Sensurround" empleado en algunas películas de los 70.
Matinee es una de las mejores películas de Joe Dante. Una pequeña maravilla que debería estar mejor considerada. El director da una personal y nostálgica mirada a una era y a un tipo de cine que ya no existe. Después del 62, el panorama político cambiaría y el cine también, pero la película captura ese último momento de inocencia y felicidad de una época inolvidable, la cual coincide con el final de la infancia de los protagonistas. Y lo mejor, es que lo cuenta de la forma más divertida e ingeniosa posible. Y es que Matinee consigue que ir al cine sea toda una aventura.

CURIOSIDADES
El personaje de Cathy Moriarty se llama Ruth Corday en homenaje a la actriz Mara Corday, quien trabajó en varias películas de monstruos gigantes como Tarántula (1955), The Giant Claw (1957) y El escorpión negro (1957).
Herb Denning interpretado por Dick Miller, recibió su nombre de Richard Denning, actor que trabajó en La mujer y el monstruo (1954) y El escorpión negro (1957).
Kevin McCarthy interpreta en "Mant!" al General Ankrum, cuyo nombre es un homenaje al actor Morris Ankrum, todo un habitual en las películas de ciencia ficción de los 50, como Cohete K-1 (1950), Invasores de Marte (1953) o La Tierra contra los platillos volantes (1956).
El nombre de Lawrence Woolsey es una referencia al productor Lawrence Woolner, cuya compañía Woolner Brothers Pictures produjo y distribuyó películas como El ataque de la mujer de 50 pies (1958) y Seis mujeres para el asesino (1964).
Woolsey International Pictures es un homenaje a dos productoras de ciencia ficción y terror de bajo presupuesto, American International Pictures y Woolner Bothers Pictures.
El personaje de Harvey Starkweather recibe su apellido del asesino en serie Charles Starkweather, quien mató a once personas en la década de los cincuenta.
Hay una escena post-créditos, donde podemos ver un breve fragmento de "Mant!", en la que Cathy Moriarty suelta un, "Oh, Bill".
Última película del actor Jesse White.
El personaje de Mr. Spector está basado en Samuel Z. Arkoff, prolífico productor y vicepresidente de American International Pictures, responsable de películas como La comedia de los terrores (1963), El hombre con rayos X en los ojos (1963), Mamá sangrienta (1970) y Terror en Amityville (1979).
Para "Mant!", una parodia/homenaje de las películas de monstruos de los años 50, Joe Dante utilizó actores que trabajaron en películas de ciencia ficción de aquella época como Kevin McCarthy (La invasión de los ladrones de cuerpos), Robert Cornthwaite (La guerra de los mundos) y William Schallert (La humanidad en peligro).
El guionista Charles S. Haas tiene un cameo como Mr. Elroy.
Rick Baker tiene un cameo más difícil de encontrar, aparece al fondo de la foto de la imagen promocional de "The Brain Leeches" que ojea Gene.
Aunque Herb Denning (Dick Miller) es uno de los manifestantes en contra de "Mant!", se le puede ver brevemente en esa película, como un militar que porta una enorme bolsa de azúcar.
Dante debía rodar el episodio "Reality Takes a Holiday" de la serie Eerie, Indiana (1991-92), pero no pudo hacerlo por tener que encargase de Matinee.
El famoso grito Wilhelm puede oírse varias veces en la película "Mant!".
En el trailer de "Mant!" se utilizó metraje filmado para la película Surgió del fondo del mar (1955).

Labels: ,