Wednesday, June 28, 2006

Series de culto: El regreso de Futurama


Después de una larga espera, se ha confirmado la noticia, la serie Futurama volverá a la televisión con la realización de nuevos episodios. La serie creada por Matt Groening y David X. Cohen, fue cancelada en el año 2003 cuando era emitida por la cadena Fox, tras 5 temporadas en antena.

La serie fue comprada en 2005 por la cadena Comedy central, con la idea de reponer los episodios ya emitidos, pero finalmente se ha llegado al acuerdo de crear 13 nuevos episodios. Varios de los actores que prestaban las voces en su versión original han aceptado volver a la serie, entre ellos Billy West (Fry/Prof. Hubert J. Farnswort/Dr. Zoidberg), Katey Sagal (Leela) y John DiMaggio (Bender).

Todos los episodios de la serie, tanto los antiguos como los nuevos, serán emitidos en el 2008, hasta entonces sólo queda esperar.

Labels: ,

Tuesday, June 13, 2006

Ultravioleta


“Hola. Me llamo Violeta. Nací en un mundo que quizás no podáis comprender”.

Finales del siglo 21. Una parte de los seres humanos padece una enfermedad llamada hemofagia, que les dan atributos similares a los vampiros. En medio de una guerra civil, el principal objetivo de los humanos es acabar con los hemófagos. Violeta (Milla Jovovich), una de las infectadas, encuentra la forma de terminar dicha guerra, Six un niño de 9 años que guarda un gran secreto.
Dirigida y escrita por Kurt Wimmer. Su anterior película fue Equilibrium (2002), uno de los mejores films de ciencia ficción de los últimos años, donde se hablaba de un poder totalitario que había eliminado los sentimientos en la sociedad para erradicar la violencia en los humanos. La película contenía varias excelentes escenas de acción con clara inspiración de Matrix, pero a su vez con un toque personal, siendo el resultado fantástico.

Muchas son las similitudes entre Ultravioleta y Equilibrium, una sociedad futura sometida por un poder totalitario, un grupo de rebeldes luchando por su libertad, el estilo de las escenas de acción, etc. Pero en esta ocasión hay algo que falla y los resultados dejan mucho que desear. La causa principal: El guión.

Antes de hablar sobre la película de forma más detallada, es importante decir que el montaje visto en cines es realizado por el estudio y no el que él director quería, los productores después de ver la versión del director de 120 minutos, tomaron la decisión de realizar un nuevo montaje de 88 minutos. Semejante reducción de metraje, posiblemente perjudicó la calidad final de la película. Como es obvio y mientras no aparezca en dvd un director's cut, hablaré sobre la película estrenada en cines.
Y todo para que al final la película se haya convertido en uno de los mayores fracasos del 2006. La crítica especializada ha sido unánime en su fría acogida hacia la película y su recaudación en los EEUU fue de 18.500.966 dólares.
Como comentaba antes el gran problema de la película es el guión, el cual carece de historia, básicamente nos presentan un esbozo argumental que se va desarrollando a base de una escena de acción tras otra (uno pierde la cuenta de su número), pero en vez de resultar espectacular y emocionante resulta vacía y cutre. La película no tiene el presupuesto necesario para contar la historia que Wimmer pretende contar, el presupuesto de 30.000.000 dólares del que parte es insuficiente, hubiera necesitado como mínimo del doble, el primer síntoma de esto son sus pésimos efectos visuales, que teniendo en cuanta los tiempos que corren resultan marcadamente pobres. Y este es un gran problema de la película dado a que en ningún momento nos creemos la historia que nos cuentan porque ésta depende demasiado de los efectos visuales. Pero incluso con unos malos efectos la película podría haber funcionado a ciertos niveles, pero ahí es cuando el guión debería haber demostrado su valía, en ningún momento sentimos empatía hacia la protagonista y su odisea para acabar con su poderoso enemigo, ni tampoco en su relación con el niño que custodia, porque el guión apenas dedica mas de un par de escenas para explicarnos quienes son los personajes principales y cuales son sus motivaciones, no hay casi escenas de los personajes interactuando entre ellos, lo que poco a poco crea un distanciamiento hacia la historia. Y tampoco ayuda la inexpresiva interpretación de Milla Jovovich, que se resuelve mejor en las escenas de acción.

Toda la película intenta dar la sensación de que es un cómic puesto en imágenes, pero a los pocos minutos uno se da cuenta de que su estilo es más cercano al de un videojuego, con esos momentos de Violeta cambiando sus armas simplemente descargándoselas como si de un programa se tratara, sus continuos cambios de color de ropa y pelo.

Por otro lado, no se puede negar que la película tenga buenos momentos, éstos siempre en el marco de la acción pura, como el primer plano de la película en la que lanzan desde un avión varias esferas que impactan contra un edificio, resultando ser hombres ocultos bajo armaduras, la primera pelea de Violeta al conseguir el misterioso maletín, la posterior persecución en la que utiliza su moto para trepar por los rascacielos (dicha secuencia a su vez falla por los horribles efectos visuales y lo inverosímil de la misma) y todas las batallas finales que se suceden hasta enfrentarse al malo de la historia, en cuya pelea se emplean espadas en llamas.

Pero también son numerosos los momentos en los que la película alcanza un alto grado de ridiculez e incoherencia. Como la pelea en el cementerio, cuando Violeta se enfrenta a varios de los villanos mientras Six cae dentro de un pozo, donde las leyes de la física quedan a un lado, a Violeta le da tiempo a matar a todos sus adversarios mientras el niño no para de caer, incluso permitiéndose varias chulerías, como para un escupitajo con la palma de su mano, para finalmente agarrar la cuerda que está atada al niño y salvarle, la escena debe durar 30 segundos, por lo que Six debe estar cerca de China cuando ella lo salva, pero no, sólo ha caído unos pocos metros. Otro momento de características similares es cuando Violeta se enfrenta a varios malos de la función sin utilizar armas, todos la rodean y de pronto comienzan a dispararle, simplemente esquivando las balas consigue que ellos solos se maten entre si.

En definitiva, Ultravioleta es una película entretenida, que el espectador si quiere disfrutarla deberá no tomársela demasiado en serio, al contrario que sus creadores. El film supone una cierta decepción viniendo de un cineasta interesante como es Kurt Wimmer, que puede que en el futuro cree mejores obras.

Curiosidades:

Al comienzo del rodaje Kurt Wimmer le pidió a Milla Jovovich le pegará un puñetazo para comprobar su fuerza. En los siguientes días, Wimmer tuvo que acudir al rodaje con un ojo totalmente negro.

Wimmer escribió el guión con Milla Jovovich en mente.

El director realiza un cameo en la película.

Labels: ,

Saturday, June 03, 2006

Panorama para matar

A James Bond le encargan la misión de investigar a Max Zorin, un industrial millonario dueño de una compañía de microchips, que sospechan trabaja para la KGB. Bond acompañado de Stacey Sutton, descubrirá que éste planea provocar un terremoto para destruir Silicon Valley, y de esa forma ganar millones de dólares, al convertirse en el máximo productor de microchips del mundo.

Panorama para matar (1985) está dirigida por John Glen y escrita por Richard Maibaum y Michael G. Wilson. Es la decimocuarta película oficial de James Bond y significó el último trabajo de Roger Moore interpretando al famoso personaje. Su despedida se produjo con una de las mejores y más entretenidas películas de la serie. Como suele suceder con los films de Bond, éstas funcionan por una repetición de esquemas. Puede tachárselas de tópicas y repetitivas, pero es una formula que funciona desde los años 60 y posiblemente lo seguirá haciendo durante muchos años. Los factores utilizados reiteradamente en la saga son: Una historia imposible, un villano megalómano, una escultural chica, espectaculares escenas de acción, localizaciones increíbles y los más originales gadgets. En función de la calidad de cada uno de estos elementos, la película resulta mejor o peor. En el caso de esta película en particular, no podría ser mejor (dentro de los límites de una película Bond). La historia es atractiva, la idea de un magnate de las finanzas que para enriquecerse más aun, decide provocar un cataclismo en Silicon Valley gracias a la falla de San Andres tiene gran potencial, aunque nos recuerda demasiado a Superman (1978). Los malos son excelentes, la elección de Christopher Walken fue más que acertada, interpretando a uno de los mejores villanos de la serie. Grace Jones crea una villana singular, la letal y andrógina May Day, gracias al físico de la actriz, ésta consigue hacer que su papel sea memorable. La chica Bond es el principal talón de Áquiles de la película, Tanya Roberts era una actriz muy bella, pero inexpresiva, su papel es unidimensional, es el máximo exponente de los que se suele llamar "chica Bond", en ningún momento su personaje se nos hace creíble, al igual que sus motivaciones. Las escenas de acción cumplen con su cometido de puro espectáculo, éstas son siempre el plato fuerte de las películas de la saga, aquí destacan principalmente la escena en la Torre Eiffel (sobre todo por el atractivo del lugar), la persecución del camión de bomberos y el clímax final en el Golden Gate. La dirección artística es impresionante, tanto los decorados de la mina, de la mansión de Zorin o del zeppelín, son increíbles; por no hablar de la gran variedad de localizaciones, la historia nos lleva de un lugar a otro del mundo, de Rusia a Londres, de Paris a San Francisco, con un ritmo admirable.

Pero siendo justos, hay cosas en la película que no llegan a funcionar y que se convierten en una lacra para la misma. No es creíble que Roger Moore pueda realizar semejantes acrobacias a su edad (sobre todo cuando va colgado del zeppelín o cuando hace snowboard), aparte de los manierismos con los que el actor interpreta el personaje. La inclusión de la canción de los Beach Boys “California gils” resulta ridícula. El guión es predecible y acumula una serie de tópicos: La manía del villano por apoderarse del mundo o destruir una parte de él (contradictoriamente uno de los puntos fuertes de estas películas); Bond en un restaurante bebiendo una copa de vino y sabiendo al instante que clase de vino es y su año exacto; la explicación del plan por parte del villano y el posterior asesinato de uno de los hombres que rechazan participar en sus maquinaciones (calcado de James Bond contra Goldfinger) o el malo de la función retando a Bond a un juego o deporte (póquer, backgammon, tiro al plato, carrera de caballos, etc.) donde Bond siempre sale victorioso. Pero éstos son detalles mínimos, que pueden ser olvidados con facilidad, a fin de cuentas es una película de Bond, estos "defectos" forman parte de su esencia, ¿qué importa la coherencia?, aquí lo principal es el entretenimiento.

Con la perspectiva del tiempo, la película no ha envejecido nada mal (incluso la canción de Duran Duran funciona de maravilla), sigue siendo un digno divertimento, sin mayor pretensión que la de entretener al público. Además esconde algunos detalles interesantes; el apunte de que Zorin es producto de experimentos por parte de los nazis durante la segunda guerra mundial; la muerte de May Day reconvertida en heroína al final de la película y la reacción de Zorin al verla o la masacre que el villano y su mano derecha provocan en la mina, ejecutando a todas la personas que les han ayudado en su plan (esta escena llega a ser realmente violenta, algo raro en las películas de Bond). Y además posee varias escenas memorables, el clímax en el Golden Gate antes mencionado, la muerte del hombre tirado desde el zeppelín por May Day y el salto de ésta desde lo alto de la Torre Eiffel.

La película tuvo un presupuesto de 30.000.000 dólares, pero no tuvo el éxito esperado en EEUU, donde recaudo 50.327.960 dólares (pese a todo, una recaudación considerable), pero a nivel mundial fue un gran éxito 152.400.000 dólares, lo que la convirtió en la quinta película más taquillera del año.


Curiosidades:

Los productores tuvieron que añadir al comienzo de la película la frase "Ni el nombre de Zorin, ni ningún otro nombre de los personajes de esta película, corresponden a firma comercial o personaje de la actualidad", cuando descubrieron que realmente existía una empresa cuyo dueño se llamaba Zorin.

En el primer guión Zorin destruía Silicon Valley al desviar el cometa Halley de su curso. Decidieron cambiarlo porque creyeron que al público le costaría creer ese planteamiento.

El único elemento tomado de la novela de Fleming es el título. Pero la secuencia de la carrera de caballos en Ascot es similar a la aparecida en la novela de Bond "Licencia renovada" (1981) de John Gardner.

La canción de Duran Duran llego a ser número 1 en los EEUU.

Maud Adams aceptó la invitación de Roger Moore de visitar el lugar de rodaje mientras filmaban en San Francisco. Ella aparece entre la multitud haciendo un cameo, lo que la convierte en la única actriz que ha aparecido en tres películas de la saga, contando sus trabajos en El hombre de la pistola de oro (1974) y Octopussy (1983).

La descripción del personaje de Zorin en el guión estaba inspirada en Sting, quien fue considerado para el papel, al igual que David Bowie.

El actor Dolph Lundgren (Rocky IV, Masters del universo, Soldado universal), hace un pequeño papel en la película como agente del KGB. Por aquel entonces era el novio de Grace Jones y gracias a ella consiguió el papel.

Es la primera película de Bond en no incluir en los créditos finales el título de la siguiente película.

Es la última película en la que Lois Maxwell interpretó a Moneypenny.

El rodaje de la película tuvo que retrasarse, debido a un incendio en los estudios Pinewood. Fue reconstruido en menos de 4 meses y se nombró "Plató 007 de Albert R. Broccoli".

En la versión española existe un error en la traducción, al comienzo de la película Q dice "Un microchip es un circuito integrado de silicona, parte esencial de todas las computadoras modernas", realmente los microchips están compuestos de silicio y no de silicona.

Escena eliminada:

Existe una secuencia cómica que fue suprimida, donde James Bond sale bajo fianza de una cárcel francesa, después de ser detenido por los destrozos causados en Paris. Después de que M pague su fianza, Bond recoge sus pertenencias, entre ellas se encuentran: Un reloj con soga oculta (el mismo que Connery llevaba en Desde Rusia con amor), un encendedor que lanza una superllama y una pluma cuya tinta arde al entrar en contacto con el aire.

Gadgets:

Submarino-iceberg.


Perro-robot.


Maquinilla de afeitar que detecta micros ocultos.


Gafas de sol con las que puede aumentar la claridad de su visión.


Ingenio para descubrir escritos ocultos en hojas.


Anillo con cámara de fotos.


Tarjeta magnética para desactivar alarmas de seguridad.

Labels: , ,

Thursday, June 01, 2006

Snakes on a plane: La "cult movie" del año antes de su estreno

En ocasiones hay películas que antes de su estreno ya poseen un aura de película de culto, a veces es por que forman parte de una popular saga (La venganza de los Sith), por ser la adaptación de un cómic de culto (V de Vendetta) o de un polémico libro (El código Da Vinci), pero el caso de Snakes on a plane (2006) es singular, su fama se ha producido sin que nadie haya visto una sola imagen de su metraje y no se conozca la calidad de la misma. Todo empezó por el título de la película, que ha disparado la imaginación de la gente, creando un auténtico boom alrededor de ella. En la red han aparecido antes de su estreno multitud de páginas que hablan sobre la película, se diseñan posters no oficiales, se crean canciones, camisetas o incluso juegos de cartas.

La historia del film trata de un agente federal (Samuel L. Jackson), que debe custodiar a un testigo protegido hasta Los Angeles, donde testificará contra una organización criminal, para evitar que llegue vivo al juicio, los criminales llenan de serpientes el avión en el que viajan.


Leyendo su argumento está claro que la película no pretende ser ninguna obra maestra, sino un simple entretenimiento de suspense para pasar el rato, pero gracias a la influencia de internet puede convertirse en uno de los grandes éxitos del 2006, siendo remarcable que se trata de una película discreta, sin grandes medios, ni un gran presupuesto.

El primer director encargado del proyecto fue Ronny Yu, firmante de Freddy contra Jason (2003), pero por causa de las típicas "diferencias creativas" fue remplazado por David R. Ellis, director de dos entretenidas películas, Destino final 2 (2003) y Cellular (2004). El guión corre por cuenta de Sebastian Gutierrez y John Heffernan.



Como comente antes, el popularidad de la película en varias páginas de internet ha sido increíble, en una de ellas crearon un trailer sonoro en el que un imitador de Samuel L. Jackson decía "Quiero a estas serpientes hijas de puta fuera de este jodido avión", tal fue su éxito que los creadores de la película decidieron incluirla. Pero éste no fue el único cambio que se realizó una vez terminado el rodaje, el director viendo el éxito que tenía entre manos, apostó por incluir nuevas secuencias para que la película tuviera más violencia y sangre. Durante 5 días rodó nuevas secuencias como una en la que un pasajero es mordido en la cara por una serpiente u otra en la que una pareja hace el amor en los lavabos del avión y una serpiente le muerde en la entrepierna al hombre. La película ha pasado de ser no recomendada para menores de 13 años a menores de 17.

Como curiosidad final, Elsa Pataky hace su debut en el cine norteamericano con esta película.

Labels: